Search

“Yo soy la voz que grita en el desierto" Jn 1, 23

Por Alejandro Barraza - PJH Diócesis de Sacramento



Mi Experiencia: Pregunta para meditar y compartir: ¿Cuando has escuchado la voz de Dios en tu vida?


La Voz de Dios: Te invitamos a leer el Evangelio del Tercer Domingo de Adviento. El Evangelio de hoy presenta a Juan el Bautista dando testimonio de sí mismo y de quien es Jesus. San Juan nos pone este pasaje en la vida de Jesús al principio del Evangelio. San Juan comienza el Evangelio narrando la genealogía de Jesús, a diferencia de San Lucas que es una narración genealógica de los familiares, San Juan toma un paso más espiritual. Nos recuerda y establece la divinidad de

Jesús. El Evangelista Juan se enfoca en lo que serán temas más espirituales. Su narración evangélica se enfoca más en el significado espiritual de los hechos de Jesús. Entonces, esta narración encuentra a Juan el Bautista teniendo un diálogo con los Fariseos, estos habían sido mandados del templo para establecer si las palabras de Juan eran verídicas o no. En esta excursión de búsqueda de información los Fariseos preguntan si el es algún profeta, pero Juan responde de una manera sabia. Dice el, que no, que no es digno ni siquiera de desatarle las correas de sus sandalias (Jn 1, 27). Y concluye con las palabras, "Yo soy la voz que clama en el desierto" (Jn 1, 23).

Esto siempre me recuerda a la persona de San Juan Diego y su papel en las apariciones Guadalupanas. El siempre se veía a si mismo como mensajero. "Soy gente menuda, cola, tapete" Mas aun asi, es el que da fe de la gran aparición y prepara el corazón de los poderosos para recibir el mensaje. Que hermosa es nuestra fe cristiana que nos muestra tantos modelos de personas que proclaman el nombre de Dios con humildad y certeza.


Comparte:¿Cómo te preparas para que tu vida de testimonio de que Cristo es Dios y Señor?


Lo cotidiano: Yo recuerdo la primera vez que alguien me dijo que les había gustado mucho un tema que di. Por un momento me sentí muy orgulloso y casi inmediatamente me dio miedo. Me dije pero no soy yo sino el Espíritu Santo el que hablo a través de mi. Fue una experiencia que verdaderamente cambio mi forma en la que yo veo el ministerio. Yo hago oración, le pido al Señor que me de su Espíritu Santo y sea el que hable a través de mi. Que nos sea yo, sino el. Esta fue una experiencia que me reto a tomar muy en serio mi ministerio, ya que a través de mi servicio otros podrían encontrarse con el Dios del amor, o tambien yo podria ser la razón por la que dejaran de creer en Dios. Siento yo que de una manera es lo mismo que nos presenta Juan el Bautista.

El no es la razón del ministerio, el es tan solo un servidor. Quizás no el mejor, sino el que es escogido para servir. Como líderes en la pastoral juvenil o aunque no seamos lideres de un grupo de jóvenes, nosotros como bautizados, tenemos la responsabilidad de dar testimonio del que nos envía. De aquel que recibimos en nuestros bautismo, somos llamados a proclamarlo con nuestras acciones. Sabiendo que nosotros, aun indignos, somos llamados a una acción concreta. Yo no soy digno del trabajo que tengo, del ministerio que realizo. Sino por la gracia de Dios, Dios me permite realizarlo. Me gusta la canción de "Siempre He Estado Aquí · RBD." https://youtu.be/D5vkAiUARkU Me gusta el sentimiento de la canción, nos hablan de que aun apesar de todo, el amor siempre ha estado ahí. No importa que nos separemos del Señor, su amor siempre estará ahí.


Compromiso: Te invitamos a que tomes unos momentos de silencio interior y platiques con Dios sobre tus compromisos con Jesús ¿Que es lo que necesitas ofrecerle al Señor durante estos momentos tan difíciles? ¿Que quiere hacer Jesús contigo durante esta pandemia? Preguntale al Señor ¿Que quieres de mi? Después de tu experiencia, escríbelo o compártelo con alguien.


Oración: Escuchemos este tema de Marion Vargas "Humildad". https://youtu.be/46mHtKAzd5o


""¡Que momentos tan deliciosos pasé con Jesús!" - Santa Gema Galgani


Letanías de la Humildad

(Después de cada frase decir:Líbrame Jesús)

Del deseo de ser alabado,

Del deseo de ser honrado,

Del deseo de ser aplaudido,

Del deseo de ser preferido a otros,

Del deseo de ser consultado,

Del deseo de ser aceptado,

Del temor de ser humillado,

Amen

Santa Gema, ruega por nosotros

2 views0 comments

Recent Posts

See All